La maternidad tranquila

La llegada de un bebé a la familia es, primero una bendición y después una oportunidad única de crecimiento. En mi segunda maternidad y mis 41 años la tranquilidad y el placer y la contemplación van de la mano. Sirva este espacio para reflexionar sobre la maternidad tranquila, sin culpas, sin expectativas, sin cargas innecesarias.
Tus aportaciones son bienvenidas, así que, si lo deseas, comparte-te, fluye y disfruta.
¡Bienvenida!

jueves, 5 de noviembre de 2015

Toallitas caseras ecológicas y baratas


Me preocupa mucho el medio ambiente y el mundo que construimos para nuestros hijos. Me preocupa que prácticamente sea imposible encontrar toallas para la limpieza de los pequeños que no tengan sustancias más o menos dañinas para él o para el medioambiente. Sé que con una esponja y un poco de agua con jabón natural, la mayoría de las veces resolvemos la situación, pero a veces nos pilla en la calle o no tenemos posibilidad de recurrir a lo tradicional. 
Después de haber buscado y buscado toallas sin productos químicos y que fueran biodegradables, aún pagando bastante por ellas, no he encontrado una marca que me diera completa seguridad. Así que las hago yo misma. 
Un poco de agua y unas gotas de aceite vegetal (a mi me gusta mucho el de oliva virgen extra ecológico que es el que tomamos en casa) y puedes limpiar por completo la piel de tu bebé y dejarla hidratada. El papel resiste mucho más de lo que parece. Mojas la toalla y la escurres en la mano, la abres, le echas un poco de aceite y ya está lista.
Para llevarlas a la calle, puedes meterlas en una bolsa de plástico con cierre hermético o meterla en una caja de toallas. A mi me ha durado hasta tres días preparadas y listas para usar. 

Espero que te guste esta idea saludable y muy barata. 

miércoles, 4 de noviembre de 2015

Educación Integral para madres y padres




Tengo el placer de invitarte a conocer más sobre mi nuevo proyecto: Educación Integral para madres y padres. Los hijos crecen y los problemas van cambiando. De la lactancia y la introducción de alimentos pasamos a las rabietas y el orden, o a las contestaciones airadas o a... en fin, cada familia con su propia dinámica y dificultades. Si te gusta este blog, y sea cual sea la edad de tus hijos, quizá te interese visitar Educación Integral para madres y padres, la continuación natural de la idea de que no solo crecen los hijos. Las madres y los padres, lo hacemos con ellos de la mano también.


Educación Integral es una profunda transformación interior, 
para transformar profundamente la relación con los hijos e hijas. 




Y si te inscribes en nuestra comunidad, recibirás en tu mail información valiosa y útil y oportunidades exclusivas solo para ti. La formación en Educación Integral de madres y padres está apunto de abrir sus puertas. Comienza el 20 de noviembre ¡No te quedes fuera!

¡Eres bienvenida!


Suscríbete a nuestra lista y recibirás regalos y serás parte de la comunidad de Educación Integral.





jueves, 29 de octubre de 2015

Asociación de familias El Nido

Hace diez años, en toda la provincia de Granada existían dos o tres centros de educación alternativa.  Éramos pocos las madres y padres que estábamos interesados en crear un espacio para que nuestros hijos vivieran una infancia respetuosa y amable. Ahora, en mi segunda maternidad, lo he tenido muy fácil. No solo por la cantidad de proyectos alternativos que hay, sino porque dos amigas-hermanas, Sara y Paula, han abierto un espacio maravilloso para que los niños más pequeños puedan crecer con  armonía y respeto. Precisamente esta mañana, reparaba en lo relajado que están los niños (algunos muy pequeños) en el ambiente. Es un arte que debemos al buen hacer y la tranquilidad de las acompañantes.





Ver como tu hijo disfruta de los materiales y el ambiente preparado, como se vincula afectivamente con los adultos, como establece lazos de afecto con otros niños y lo hace desde la felicidad, con una sonrisa en la cara, es un regalo. Nosotros vamos unos días en semana, y lo difícil no ha sido el periodo de adaptación, sino explicarle que hay días en que no vamos. Mientras él disfruta de un grupo de amigos, en un espacio preparado para el juego libre y acompañado respetuosamente, yo disfruto de un tiempo para mi trabajo y de la conversación siempre interesante de otras mamás que, como yo, optan por hacer uso del espacio preparado para nosotras. ¿Qué más puedo pedir? Bueno, por pedir, que estuviera más cerca de casa. Aunque salvar la distancia bien merece la pena.








Asociación de familias El Nido (Granada)

Calle Alquería (Cármenes de San Miguel)



Quizá te interese:
Educación Integral para madres y padres

jueves, 11 de junio de 2015

Charla Crianza y educación consciente: de la teoría a la práctica I


Ante todo quiero agradecer a la Asociación de Familias El Nido, que me invitaran a participar en su precioso espacio. El título de la charla de ayer era "Crianza y educación consciente: de la teoría a la práctica" y la idea era reflexionar en torno a las dificultades que nos encontramos para aplicar lo que leemos en los blogs y libros de crianza en nuestro día a día. Cuando las promesas de que los niños amamantados y porteados no lloran y están tranquilos, de que el Baby lead wering es la panacea para que el bebé coma de todo, de que dormir con los niños nos ayudará a descansar, de que serán niños serenos, relajados, seguros, pacíficos, con total autodominio... en fin, cuando seguir unos determinados métodos les hará niños perfectos... y perfectas madres a nosotras.

Comencé hablando de tres cuestiones básicas fundamentales:

- Los métodos: seré clara, no funcionan para vivir a través de ellos. La vida sucede en otros niveles y tener un método para vivir es uno de los grandes errores. La vida no se amolda a lo que yo creo de ella, la vida Es y lo inteligente es intentar mirara lo más despojada de ideas previas o prejuicios. Igual así conseguimos enterarnos de algo. Con los niños no es diferente. No se puede educar con métodos porque la educación implica una interacción preciosa entre dos seres humanos complejos, con sus luces y sus sombras. No somos robots... aún.

- Las expectativas: creer, aún de forma inconsciente, que es posible alcanzar una perfección (en la maternidad y en la personalidad del niño), como si nuestra misión fuera dar a luz a bebés perfectos que jamás en su infancia van a sufrir ningún dolor ni van a experimentar los estados y las emociones propias del ser humano: tristeza, ira, alegría, miedo, asco... y que, por expuesto, para que esto ocurra,  hemos debido ser unas madres perfectas sin errores y con todas nuestras incongruencias resueltas.

- La culpa: No hay como tejer un modelo de perfección irreal para sentir culpa ante la más ligera variación de ese camino. Culpa si el niño llora, si tiene miedo, si se cae, si pega al otro, si no sabe defenderse, culpa si no sabe comer, si tarda en gatear, si estoy cansada, si deseo mi propio espacio... en definitiva, si deseo cualquier cosa que se aleja de ese camino trazado en el que no cabe más que la perfección absoluta de una maternidad imposible elaborada con un niño irreal. Y el problema de la culpa (además de que es una emoción cultural, aprendida y que por lo tanto, podemos aprender también a no sentirla9 es que nos deja bloqueadas, nos quita la fuerza y nos inmoviliza. 

Y a partir de aquí seguimos hablando de viaje hacia el interior para propiciar que el encuentro con el niño se produzca de forma íntegra. Pero, si me lo permitís, lo contaré en otro post, que son las dos y aún no tengo la comida hecha. Y reconozco que, más que culpa, lo que siento es hambre.

Gracias a todas las familias que acudisteis a la llamada. Como siempre, fue un honor para mi compartirme con vosotros. 

Habrá segunda parte. 





martes, 9 de junio de 2015

El arte de la comunicación feliz

Desde hace diez años me centro y me concentro en el arte de compartir mi vida con mi hija mayor y desde hace un año y medio, también con el pequeño. Comunicar con los hijos es un arte porque estás tú y tus hijos y en medio muchas inercias, relaciones fallidas previas, expectativas, desinformación, necesidades básicas no satisfechas de ambas partes, necesidades desplazadas, lenguajes distintos, habilidades más o menos aprehendidas, modelos de comunicación, limitaciones conscientes e inconscientes... vamos, que casi parece un milagro que podamos llevar a consenso en algo. 

Comunicar con los hijos es tan difícil que hay bastante bibliografía al respecto. Y además nos interesa porque son unas de las personas con las que más nos gustaría tener una buena comunicación. Los bebés, desde el momento en el que nacen, antes incluso, desde el vientre, si sabemos escuchar nos hablan. Nos dicen cosas, nos dan información, solo que lo hacen a su manera y con su idioma que, hasta la fecha, no es el nuestro. 

Nuestro idioma esta hecho de palabras, abstracciones, preceptos, lugares comunes, mente, razones... el de ellos está hecho de gestos, concreciones, cuerpo, impulsos, deseos, sentires y territorios inexplorados. 

Nuestro idioma esta hecho de tiempo lineal ayer- hoy-mañana. El de ellos, de inmediatez intemporal: aquí y ahora. 

Nuestro idioma está hecho de historias pasadas, el de ellos es un idioma cargado de futuro. Por eso es tan importante aprender a comunicarnos con ellos. La autoestima, la empatía, el amor, la solidaridad... depende de estas interacciones en las que nosotros, los adultos, vamos mostrando una mirada del mundo que ellos, después,  aceptarán como propia.

Necesitamos por tanto, encontrar un idioma propio, un manera de expresar y escuchar que nos respete a ambos y que facilite que los conflictos se conviertan en momentos de crecimiento mutuo. Necesitamos conectar con los niños y reconocer su lenguaje y ser especialistas en él. 

Es imprescindible para que nuestros hijos crezcan en paz, propiciar esos espacios de comunicación mutua que facilite la vida de las dos partes y alimente con amor la relación más intensa, compleja y elevada que tendremos en nuestra vida.

Tengo el placer de invitarte a la charla abierta y gratuita que impartiré en la Asociación de familias El Nido, de Granada, el miércoles a las 18:00, con el título Crianza y educación respetuosa: de la teoría a la práctica.



Además, el viernes, 12 de junio, celebraremos un taller que lleva por título "El arte de la comunicación feliz con tu hijos", de 17:00 - 20:00 h. Para todas las madres y los padres, independientemente de la edad de sus hijos. Se trata de un taller práctico en el que experimentar con nuestro modelo de comunicación, tomar conciencia de lo que no funciona y resolver los patrones negativos de nuestra manera de comunicar.



Si deseas contactar conmigo directamente, estaré feliz de responder a tus dudas en: grupomaternal@gmail.com

lunes, 1 de junio de 2015

No te ganes la Vida, disfrútala

La experiencia de alargar el brazo y alcanzar el fruto deseado de un árbol, pertenece al origen de los tiempo. Nos remite a los tiempos en los que lo tuyo y lo mío aún no existían. Permitir que los niños lo experimenten es dejar en ellos un poso, activar una memoria, que espero les sirva para saberse recibidos en un mundo en el que la Naturaleza nos ofrece lo que necesitamos para vivir. Alargar la mano y saciar el hambre, estirarnos mínimamente y saciar las necesidades. Así deberíamos vivir: satisfaciendo las necesidades sin dolor ni sufrimiento.


En un mundo donde para sobrevivir hace falta salvar tantos obstáculos artificiales creados para mantenernos en constante estado de necesidad, no está de más saber que con alargar la mano, los frutos estarán ahí esperándonos para satisfacernos. En un mundo donde la mayoría de los habitantes están en una situación de pobreza extrema (artificialmente creada a través de esquilmar sus recursos naturales o contaminarlos o apropiárselos grandes corporaciones o personas sin escrúpulos), no está de más  que recordemos que en este planeta, tenemos lo que necesitamos y que si hay personas que no lo tienen es porque otras lo impiden. No hace falta ganarse la vida. La Vida ya está ganada, con cada respiración, con cada gesto. Estamos aquí, somos y tenemos dignidad. Con alargar una mano, con ofrecer nuestros dones, debería ser suficiente para sobrevivir dignamente. Seamos, pues, dignos. Y permitamos la dignidad de las demás personas. 

Dedicado a Laura 

lunes, 25 de mayo de 2015

Charla gratuita



Nos vemos dentro de poco. El miércoles 10 de junio, a las 18.00 de la tarde en la sede de la Asociación de familias El Nido, en Granada, tengo el placer de ofrecer una charla gratuita para todas las madres, padres e interesados en la educación en general, titulada "Crianza y Educación respetuosa: de la teoría a la práctica". 

La idea es responder a la clásica pregunta que yo misma me hice en su momento y que veo como a diario, muchos padres y madres se preguntan: ¿Por qué a mi no me "funciona" lo que leo en los libros? ¿Por qué si estoy convencida de que quiero criar y educar de una manera, me veo haciendo cosas que no me gustan? ¿Qué hay detrás de esto? ¿Qué puedo hacer para llevar a la práctica lo que leo y me gusta?

Además, de responder a estas preguntas, el acto servirá para presentar la Asociación de familias El Nido y un taller práctico de tres horas que se celebrará el viernes, 12 de junio en la sede de la Asociación. 

El taller tiene por título: El arte de la comunicación feliz. En él, vamos a trabajar con las ideas, creencias y resistencias interiores que no nos dejan crear una comunicación feliz con nuestros hijos. Es un taller muy práctico porque la idea es que salgas de ahí con menos mochila y más herramientas para transformar los conflictos en momentos de diálogo y crecimiento mutuo. Si estás interesado en acudir puedes enviar un mail a grupomaternal@gmail.com para ser de los primeros en recibir toda la información en tu correo. Las plazas son limitadas.